Evitar que el encuentro entre cliente y periodista sea una cita a ciegas

Cristina Rubio

En Silvia Albert in company no nos gusta hablar de tópicos ni típicos en comunicación, pero San Valentín está a la vuelta de la esquina y es un buen momento para hablar de cómo conseguir que entre tu cliente, ya sea empresa o portavoz de una marca, y periodista exista un flechazo a primera vista. La citas a ciegas no tienen mucho éxito en el sector de las relaciones públicas y nuestra labor como consultores es conseguir que la comunicación, uno de los principales pilares en una pareja, sea activa, positiva y transparente.

Antes de una entrevista, encuentro off the record, incluso una colaboración por cuestionario, o llamada telefónica, es necesario ofrecer una información background tanto a cliente como periodista para canalizar bien los mensajes. Necesitamos identificar un buen portavoz para ofrecer información relevante al periodista y que a su vez él identifica correctamente la filosofía y los valores de su empresa.

Nuestra gestión se divide en dos. Por una parte, debemos proveer al cliente con una biografía del periodista con el que va a colaborar, información sobre el medio para el que trabaja para escoger el tono (más técnico o genérico) que mejor se adapte a las características del canal, mensajes clave para lograr una publicación acorde con nuestros intereses… Además, la actualidad puede marcar el desarrollo de nuevas preguntas que el cliente no espera pero que la agencia debe tener en cuenta a la hora de la elaboración de un buen cuestionario modelo que ayude en la preparación del encuentro. Por otra parte, debemos guiar al periodista con los temas de los que puede hablar el portavoz. Hay que destacar su perfil de experto en una determinada materia acotando los temas que como estrategas buscamos que se distingan y evitar así preguntas que nuestro cliente no esté preparado a responder.

Ser un cupido de la comunicación no es fácil. Mediar con ambas partes y conseguir fortalecer y estrechar lazos entre ellos es una ardua actividad que se ejecuta diariamente en la mayoría de las agencias de comunicación. Es más, esta tarea se posiciona entre los primeros objetivos de comunicación de una buena estrategia con medios: fomentar una relación fluida a largo plazo con periodistas clave, abrir nuevos contactos y cuidar los ya abiertos. Al final todo suma. Como por ejemplo, podremos conseguir que el periodista nos contacte para verificar o contrastar una información que se haya filtrado por otra fuente y ser reactivos en nuestra gestión.

Debemos conseguir que nuestros portavoces ofrezcan un valor añadido al periodista para que se cree un vínculo profesional de confianza y lograr una relación beneficiosa para todas las partes. En este sentido y para acabar con una frase dadas las fechas, el dramaturgo español Jacinto Benavente decía que el verdadero amor no se conoce por lo que se exige, sino por lo que se ofrece. Así que tomemos nota y equiparémoslo al mundo de las relaciones públicas.

Últimos posts

Categorías

Etiquetas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

comunicacion
This site is registered on wpml.org as a development site.